Canalización ~ Cristóbal y la Caja de la Verdad ~ El Clan de Los Guardianes de la Verdad

~ Cristóbal y la Caja de la Verdad ~ El Clan de Los Guardianes de la Verdad
0 comentarios. ¡Dejanos el tuyo!
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Digg thisPin on PinterestShare on TumblrEmail this to someone
Mensaje de El Grupo canalizado por Steve Rother

Los Re-cordatorios desde el Hogar de los Faros de Luz son presentaciones en Vivo en Internet, transcritas y enviadas en inglés los días 15 de cada mes. La traducción al español se publica entre el 25 y 30 del mismo mes. El próximo mensaje de Lightworker en VIVO será el 29 de

De Steve:

En este mensaje el Grupo reveló uno más de los Siete Clanes originales. Hasta ahora van cuatro. El Grupo contó la historia de Cristóbal, quien llevó consigo la caja de la verdad durante toda su vida en una búsqueda constante de “la verdad”. El Grupo dice que en los próximos años aparecerán más personas que pasarán por situaciones muy similares y que servirán para que toda la humanidad cambie su percepción de lo que es la verdad. Si miramos el pasado, vemos que siempre fueron los vencedores los que escribieron la historia y, por consiguiente, nuestras verdades colectivas. El Grupo dice que la verdad colectiva es cuestión de que suficientes personas mantengan el mismo concepto como verdadero. Cuando se logre la masa crítica, nuestra historia y nuestra verdad cambiarán para sustentar nuestras necesidades. Cualquier editor de libros de historia lo puede corroborar. Lo que dice El Grupo es que cuando seamos humanos empoderados, nuestra historia y nuestra verdad se volverán más flexibles de lo que nos hayamos imaginado jamás. Ellos usaron esta historia para que pudiésemos ver que enfocarse en la búsqueda de “la verdad” puede ser una bella distracción.

Grandes abrazos y suaves codazos

Steve Rother

Saludos desde el Hogar.

La Onda Magnética

Queridos, con la práctica, día a día se vuelven más ínter-dimensionales. Mediante su propia conciencia están desarrollando la habilidad de vivir en un mundo que incluye muchas dimensiones de tiempo y espacio. Los retos que experimentan tienen que ver con las huellas magnéticas que son enviadas al universo y crean un patrón vibratorio en el que entran. Literalmente, ustedes se están convirtiendo en los pensamientos que han colocado en la línea de tiempo delante de ustedes. Incluso cuando se aventuran en esta nueva área de Luz, se las ingenian para crear un ambiente que sea neutral y esté listo para que ustedes escriban sobre él. Este mismo efecto magnético es el que ha borrado la pizarra que tienen delante y ha causado tantos problemas con los micrófonos y aparatos electrónicos el día de hoy (Nota de Steve: Esta canalización se presentó en vivo como el último segmento de VirtualLight, un programa de Internet. Durante el programa tuvimos muchas dificultades técnicas y todos nuestros micrófonos fallaron, excepto el que yo estaba usando para canalizar).

En este planeta, más personas de las que puedan imaginar están esperando un milagro. Por consiguiente, ustedes están creando ese mismo milagro. Ustedes están enviando una fuerte vibración ahora, como si tomaran un gran guijarro y lo lanzaran a un estanque. La onda creada por el guijarro viaja hacia las orillas como una vibración y prepara al agua en calma para que acepte la siguiente realidad. Eso está ocurriendo a niveles multidimensionales y aunque el Guardián sienta hoy una gran frustración por la falta de un equipo que funcione, es hermoso verlo desde este lado del velo porque ustedes están creando el Hogar en el planeta en este mismo instante. Esa creación es algo que nosotros, en este lado del velo, hemos esperado con muchísima emoción puesto que nunca se planeó.

Los Ciclos de la Tierra

Cuando comenzó el Juego de la Tierra, ella era una bola caliente y gaseosa que iba a la deriva por el espacio. Debido al intenso calor, en aquel tiempo las vibraciones de la Tierra eran de una frecuencia muy elevada. Desde el inicio del planeta, los espíritus aceptaron la oportunidad de vivir en la Tierra. En aquellos tiempos, ustedes habitaban la Tierra como seres etéreos, sin los densos cuerpos físicos que tienen ahora. A medida que la Tierra se enfrió, ustedes tuvieron que buscar la forma de desacelerar su propio estado vibratorio para poder permanecer en armonía con la Tierra. La parte interesante de eso es que hoy en día ustedes creen que una vibración más alta es mejor que una vibración baja. En los primeros tiempos de la evolución de la humanidad, todo progreso lo lograban disminuyendo su vibración. De manera que este es el ciclo que deseamos mostrarles. Ustedes comenzaron con una vibración muy elevada cuando la Tierra estaba caliente y vibraba en una frecuencia alta. Luego, cuando la Tierra se enfrió, ustedes empezaron a bajar su vibración. Al final de ese ciclo, cuando alcanzaron un nivel cómodo, comenzaron un largo período de movimientos laterales en el que las vibraciones parecieron mantenerse estables. Durante ese tiempo no hubo muchos cambios entre las vibraciones elevadas y las bajas, de manera que parecía que no existía evolución alguna. ¿A que no adivinan? Acaban de dar la vuelta a la esquina, y ahora consideran que evolucionar es elevar sus vibraciones. Es la culminación de un gran ciclo vibratorio que empezó hace eones durante los comienzos de la Tierra. ¿Y qué es lo que esta ocurriendo en estos tiempos? ¿No se está calentando la Tierra? Sí, ustedes creen que en su mayor parte se debe a la polución, a los autos que manejan y a los efectos del calentamiento del planeta. Les decimos que eso es solamente una parte de la verdad. Es muy apropiado que aprendan a caminar en armonía con la Tierra. Pero también les decimos que en realidad la Tierra es mucho más resistente de lo que se imaginan. De hecho, están en un ciclo de energía natural y lo que ustedes llaman calentamiento global se debe en su mayor parte a un enorme incremento de la radiación que emana del mismo sol central. ¿Y qué sucede con los cuerpos etéreos que una vez la habitaron? ¿No hablan de regresar a sus cuerpos de luz? En el comienzo, ustedes estaban en sus cuerpos de luz, cuando habitaban una bola gaseosa, mucho antes de que adoptaran su forma física. Están regresando allí, queridos. El ciclo es una de las cosas que deseamos compartir con ustedes. Hasta hace unos momentos, el Guardián creía que hoy íbamos a hablar de la multi-dimensionalidad. No lo haremos. Aquí está pasando algo que va más allá de toda descripción. No vemos el momento de hablarles de ello, porque ustedes ya lo vislumbraron. Lo han sentido, pero aún no saben exactamente cómo describirlo con palabras.

La Evolución de la Verdad

Hemos dicho antes que hay 12 lecciones de vida primordiales con las que ustedes trabajan como almas que simulan ser humanas. La mayoría de sus lecciones de vida y la mayoría de sus contratos apuntan nuevamente hacia esa lección primordial en la que ustedes tomaron una decisión antes de llegar a esta vida. La primera etapa fue la etapa de la planeación, cuando le preguntaron a esa persona si quería ser su papá, a esa persona si quería ser su mamá y a esa otra persona le pidieron que fuera su primer amor de la secundaria y que, por favor, los amara lo suficiente como para romperles el corazón. Y le pidieron a esa persona que fuera su socio y los amase lo suficiente como para robarse todo el dinero y huir a México. Ah, ellos participan muy bien en el Juego. Ustedes se pusieron el velo y se olvidaron incluso de que ustedes mismos lo establecieron, pero aquí están, despertando del sueño y en medio del mismo. Aquí estamos nosotros para darles la bienvenida con los brazos abiertos mientras ustedes se hacen cargo de sus vidas y siguen adelante como espíritus que fingen ser humanos. Una de las lecciones de vida fundamentales, con la que muchos de ustedes han trabajado, está a punto de activarse a nivel mundial. Aunque estas lecciones de vida son experiencias personales, ustedes también han trabajado con ellas a nivel colectivo haciendo que las mismas parezcan “populares” dentro de las diferentes sociedades. Eso está pasando ahora con la lección de vida principal que es la verdad. En esencia, esas almas individuales que trabajan con la lección de la verdad ayudarán a toda la humanidad a redefinir qué es la verdad en la Nueva Tierra.

La verdad es una lección de vida muy difícil. En su mundo hay incluso algunos que el Guardián llama “brincadores de canales”. Los brincadores de canales acuden a distintos canales hasta que encuentran la verdad que han estado buscando; cuando, en realidad, generalmente llevan esa verdad consigo mientras la buscan. Algunos han leído todos los libros escritos en los últimos 40 años en procura de su verdad. Lo que les decimos es que típicamente, cuando acuden a otros canales, esas personas no están buscando la verdad en esos libros o buscando la verdad en esas experiencias, lo que buscan es un reflejo y una validación de la verdad que llevan dentro de si.

Así que desde el principio, cuando comenzaron a participar en el Juego de la bola caliente y gaseosa llamada Tierra, ustedes se corporizaron como seres etéreos sin forma física. En un momento determinado se adaptaron a una forma biológica que ahora conocen como los grandes simios, y comenzaron a formar burbujas humanas biológicas para hospedar a su espíritu mientras durase el juego. En aquel tiempo solamente 500 de ustedes tomaron forma física. El resto se quedó atrás para formar lo que ahora se conoce como el reino angélico y ofrecer la orientación que era necesaria en ambos lados del velo. Hoy en día, cada uno de ustedes está directamente emparentado con una de esas 500 almas. Por supuesto, la buena noticia es que solamente necesitan aprender a llevarse bien con otras 499 personas. Si comprenden eso, comenzarán a comprender la verdad de la vida en la Tierra.

El Cuarto Clan ~ Los Guardianes de la Verdad

Al principio, los 500 humanos originales vivían más o menos en un mismo lugar del planeta. Más adelante fue que se dispersaron hacia diferentes partes del mundo. Durante los primeros tiempos, se reunían en grupos y formaron lo que se conoce como clanes, y esos clanes tenían un propósito. Ellos ayudarían a traer los recuerdos del Hogar a su experiencia terrenal. Hemos hablado de algunos de ellos. Había siete clanes en total. Hasta ahora solamente hemos hablado de: El Clan de los Ojos Brillantes, Los Proyectores de la Luz y los Guardianes de la Belleza. Hoy vamos a hablar de otro clan, los Guardianes de la Verdad. Muchos de ustedes en el planeta están despertando en estos momentos. Ese era el clan dedicado a traer la verdad desde el Hogar a la Tierra. Con ese propósito, tenían que encontrarse en su sitio unos atributos específicos y ustedes tenían que comprender ciertas cosas. Al principio fue muy difícil descubrir qué funcionaba y qué no. Les contaremos una historia acerca de una de esas almas dedicadas, porque ilustra muy claramente lo que es un Guardián de la Verdad.

La Historia de Cristóbal y la Caja de la Verdad

La Etapa de Planeación

Cristóbal es un ser de luz, quien muy pronto entrará en el Juego del Libre Albedrío como un Niño Cristal al nacer en la Tierra como un humano de elevada vibración. El no tendrá que pasar por el proceso evolutivo, porque nacerá dentro de una vibración elevada desde el comienzo de su vida. Antes que nada, vemos a Cristóbal sentado a la mesa en el gran Salón de los Archivos rodeado por todos sus amigos. Cristóbal asume el mando de la reunión y les explica a todos los presentes la experiencia que desea tener en la Tierra y lo que espera lograr.

Mientras habla, las almas de que van a desempeñar un papel en su juego se acercan aún más. Aunque su madre y su padre ya están encarnados en la Tierra, sus Seres Superiores están presentes en esa importante asamblea. Cristóbal estaba orgulloso porque todos aquellos que él quería que estuvieran en su Juego, aceptaron formar parte del mismo. El consiguió que todos los espíritus de todos esos seres se sentasen alrededor de una gran mesa para la primera etapa de su vida, la etapa de la planeación. Uno de los seres sentados a su derecha era su querido amigo Elrah. Era un alma grande que nunca encarnó. Elrah era uno de los seres superiores que enviaban luz superior durante la primera y la última etapa de la vida. Elrah estaba allí a menudo para ayudar a las almas a hacer planes y contratos eficaces para sus vidas en la Tierra y generalmente estaba ahí para saludar a las almas cuando regresaban al Hogar y despertaban de su sueño. Habiendo mencionado eso, es útil que recuerden que en el Hogar una persona nunca es mejor o superior a otra, de manera que Cristóbal y Elrah eran de igual importancia en ese proceso. Eran considerados iguales porque de hecho y en el otro lado del velo eran simplemente expresiones diferentes de un solo corazón.

Elrah habló con Cristóbal y, junto con todos aquellos reunidos, diseñaron para la vida de Cristóbal el contrato más grandioso. Elrah dijo: “Cristóbal, has elegido entrar con la lección de vida de la verdad. Es una de las lecciones más difíciles que puedas escoger en el planeta del libre albedrío, pero también será una de las más útiles para todos. Antes de entrar en el Juego te daré algunas ideas y conceptos que te ayudarán con esa difícil lección”. Justo entonces Elrah sacó esa bella caja y la colocó en las manos ansiosas de Cristóbal. Era una caja pequeña adornada con joyas y Cristóbal, al verla, preguntó: “¿Es para mi? Es muy bella, Elrah. No sé qué pensar de ella”. Elrah comenzó a hablarle a Cristóbal acerca de la caja y el significado que tendría en la vida en la que estaba a punto de entrar. Elrah dijo: “Cristóbal, cuando encarnes en una burbuja biológica, llevarás esta caja en forma energética en lo profundo de tu ser, a nivel del corazón superior”. Elrah señaló el lugar en el cuerpo, entre los chacras del corazón y la garganta. “No podrás verla con tus ojos, pero en esa caja, Cristóbal, llevarás todas las verdades que has acumulado como alma en las encarnaciones que has tenido hasta ahora. El propósito de tu alma en esta vida es abrir esa caja y compartir tus expresiones de la verdad. Si haces eso, Cristóbal, regresarás al hogar con la perla que nos hará progresar a todos”. Cristóbal dijo: “Ese es un propósito maravilloso. Acepto el reto con gusto”.

Cristóbal comenzó entonces la tarea de planear la vida que se presentaba ante él. Por las dudas, hizo contratos y planes de respaldo. El hizo contratos para experiencias positivas y negativas. Muchas veces las almas aprenden más de las negativas que de las positivas, así que se consideraron y planearon todas las posibilidades. Se preparó y volvió a examinar cada contrato. Y todos los contratos principales en la vida de Cristóbal señalaban a la Caja de la Verdad que llevaría. Si tan sólo pudiese recordar que estaba allí.

Una vez que todo estuvo dispuesto, Cristóbal se encontró frente a frente con Elrah por última vez. “Querido Cristóbal, todos te vigilaremos desde el Hogar y te daremos ánimos, pero, qué pena, no nos escucharás porque el velo es muy denso. Te ofreceremos orientación y ayuda para que te conectes con los numerosos contratos que has diseñado para ti mismo, pero la mayor parte del tiempo considerarás que es coincidencia o suerte. Pero sobre todo, Cristóbal, por favor recuerda que todo lo que necesitas hacer para llevar a cabo todas tus tareas es abrir la caja y compartir su contenido. Así, regresarás con la perla, querido Cristóbal”.

Nace un Niño

Con las instrucciones finales, Cristóbal puso su encarnación en movimiento y comenzó el proceso de 27 meses que precedía a su nacimiento. Era la primera oportunidad de Cristóbal de enfrentar la ilusión del tiempo; durante esos meses, trabajó en la transición de un ser infinito que tomaba una expresión finita. Aquí fue donde susurró en el oído de su madre: “Mi nombre es Cristóbal. Mi nombre es Cristóbal”. Su madre despertó muchas veces a medianoche con el nombre de Cristóbal en su mente. Llegó el momento en que le dijo a su esposo: “Yo creo que debemos llamarlo Cristóbal”. Pero cuando dijo el nombre en voz alta, se acordó de aquel niño de la escuela que no le caía bien y entonces dijo: “aunque realmente me gusta esa estrella de cine, tal vez debamos llamar Tomás a nuestro hijo”. Y Cristóbal meneó la cabeza en señal de desaprobación y continúo susurrando en su oído cada vez que podía. A veces las almas llegan a vivir con la vibración de un nombre similar a su nombre espiritual, y a veces no, depende de lo bien que se comuniquen con el contrato paternal o maternal primordial durante esos 27 meses. Cristóbal tuvo suerte y luego de la indecisión de su madre, ella finalmente se decidió por el nombre de Cristóbal. Cristóbal nació tres semanas antes, ya que apenas podía esperar para entrar en el juego. Era un niño brillante. Incluso cuando era un bebé, sus ojos iluminaban el cuarto cuando sonreía, y todo el tiempo lo rodeaba una hermosa energía.

Los padres de Cristóbal lo amaban mucho; él era el segundo hijo y tenía una hermana mayor. Muchas veces un hijo mayor resiente que un niño menor venga a formar parte de la familia, pero ese no fue el caso. La hermana mayor de Cristóbal se sentía muy orgullosa de su hermano menor y era de gran ayuda. Su madre siempre lo animó en todo, pero aún así, Cristóbal no habló hasta tener casi dos años. Se contuvo durante largo tiempo. Cuando lo hizo, dijo pocas palabras y muy despacio.

El Joven Cristóbal

A medida que Cristóbal crecía, su madre se preocupaba porque era obvio que no era un niño normal. El era diferente y, por supuesto, ella creyó que eso significaba que tenía un problema. Ella hacía lo mejor que podía para animarlo en todo momento y, cuando por fin habló, todos aplaudieron. Pero aunque él no hablara, igual todos lo entendían. Cristóbal tenía una sonrisa mágica que enviaba energía a través de sus ojos y todos se sentían muy a gusto con él. A medida que Cristóbal crecía, comenzó a experimentar algo que no comprendía del todo. De vez en cuando se sentía impulsado a ponerse la mano sobre el pecho cuando escuchaba hablar a la gente. Entonces, un día, fue a la iglesia. Su madre y su padre no asistían a la iglesia realmente, pero querían que Cristóbal entrara en contacto con la religión, y así fue que lo llevaron a la iglesia.

En la iglesia le enseñaron muchas buenas lecciones y las disfrutó. Luego, un domingo, Cristóbal tuvo una experiencia que nunca olvidó. Durante las clases de catecismo le dieron a Cristóbal un folleto que usaban para enseñarles a los niños sobre Dios. El folleto contaba historias acerca de la importancia de ser bueno y las reglas básicas del ser humano. Fue entonces que los maestros dijeron a los niños que si no seguían las reglas, se irían al infierno. En ese momento, Cristóbal sintió un dolor agudo en la parte superior del pecho. Más tarde le contó su experiencia a su madre. A Cristóbal le hicieron chequeos en el hospital pero no encontraron nada malo. Sin embargo, de vez en cuando Cristóbal experimentaba un dolor agudo en la parte superior del pecho.

No fue sino hasta mucho después que Cristóbal comenzó a recibir orientación. Incluso cuando tenía cuatro años, Cristóbal tenía un amigo imaginario que permanecía con él la mayor parte del tiempo. Sus padres creyeron que estaba inventando a ese amigo imaginario, pero como eso parecía ayudar a Cristóbal, ellos le seguían el juego. Lo único que no podían descubrir era que su amigo imaginario se llamaba Earl. El hablaba con Earl con la mano en el pecho, y cuando creció, recibió mucha ayuda de Earl. Cristóbal compartió los conocimientos increíbles que aprendió de Earl durante muchos años hasta que un día dejó de hablar de él.

Ahora nos vamos a sus últimos años de adolescente, cuando Cristóbal decidió que quería aprender a hablar en público. Tomó una clase de expresión verbal y de debate para poder aprender a hablar con la gente porque consideraba que ese era su punto débil. El sentía que no podía comunicarse con otras personas y eso le molestaba. Se lo explicó a su madre, quien llevó a Cristóbal con grandes sanadores y sanadores energéticos para que lo trataran. Varios de ellos trabajaron con el chakra de la garganta para que pudiera hablar. Uno le contó historias acerca de una vida pasada y le dijo que él todavía tenía una espada atascada en la garganta. Otro le dijo que lo habían matado acuchillándolo en la garganta, y otro más dijo que había sido asesinado por sus grandes enseñanzas religiosas en una vida pasada. Casi todos ellos dijeron que algo en él no andaba bien y trataron de remover los bloqueos que tenía. Cristóbal no les creyó porque cada vez que le decían algo que no lo convencía, sentía un dolor en la parte superior del pecho. Cristóbal comenzó a comprender que recibía orientación. Y aunque no le indicaba qué camino tomar o dónde dar la vuelta, Cristóbal sabía cuando estaba escuchando ideas que no concordaban con las que él, de alguna forma, conocía interiormente. Esos son los atributos de cualquiera que esté trabajando una lección de vida de la verdad. Es posible que su guía no le indique si va por buen camino, pero le hará saber si se ha desviado del mismo.

Expresando la Verdad

Poco tiempo después, Cristóbal comenzó a descubrir que contaba con un conocimiento interno; comenzó a aprender a hablar y a ser escuchado. Comenzó a practicar la expresión de su verdad y se convirtió en un orador muy elocuente. La gente lo escuchaba con naturalidad cuando él hablaba. Querían oír cada palabra que tuviera que decir. Confiaban en él porque podían ver en sus ojos quién era. Cristóbal aprendió y se esforzó mucho para aprender a trabajar con esa energía y lo consiguió. El se convirtió en maestro y escribió libros, trabajando con sus propias palabras y ayudando a la gente a asumir su poder. Cristóbal pasó el resto de su vida como un maestro. El era muy respetado, porque no solamente era un maestro de la verdad sino que vivía su vida en armonía con su verdad interna. Desarrolló el hábito de tocarse la parte superior del pecho cuando hablaba de algo realmente importante. Un día, su anciana madre le preguntó acerca de ese extraño hábito, y él le dijo: “Mamá, es mi caja de la verdad. Me tomó muchos años recordar que estaba allí, pero ella contiene todas las verdades que yo he acumulado como alma y esta vez puedo compartirla con otros”. Su madre no supo qué responder, pero hacía mucho tiempo que había aprendido a no discutir con Cristóbal cuando se expresaba con tanto fervor.

Cristóbal regresa al Hogar con la Perla

Hemos llegado al final de su vida, al momento que es conducido de regreso al Hogar.

Cuando él pasó a través del velo ¿adivinen quien estaba allí para recibirlo? Su viejo amigo Elrah, fue la primera bella visión que se le presentó el otro lado. Su amigo estaba allí para recibirlo cuando Cristóbal despertó de su sueño. Cristóbal abrazó fuertemente a Elrah quien le dijo: “Muy bien hecho. ¿Comprendes lo que has hecho? ¿Comprendes cuántas vidas has tocado, cómo cambiaste al mundo con tu verdad? Cristóbal le dijo a Elrah: “No lo hice. No tuve mucho éxito con eso. Fue muy difícil para mí. No fue lo que yo esperaba para nada, Elrah. Permíteme compartir algunas de mis experiencias”. Ellos hablaron por eones de tiempo, porque el tiempo no existe en el otro lado del velo.

En las conversaciones que tuvieron, Cristóbal le contó a Elrah sus experiencias. Una de esas experiencias fue especialmente importante porque en un momento dado Cristóbal llegó a ser consciente de que había una verdad que tenía que compartir y fue cuando descubrió la caja. La parte interesante acerca de la caja fue que, aunque la pudo abrir y encontrar la verdad que estaba dentro, a causa del lugar en el que estaba, él no podía verla. Fue entonces que Cristóbal supo que su verdad se debía reflejar en los ojos de otros humanos. “Eso no es lo que yo esperaba, Elrah. Descubrí que yo no podía buscar mi verdad para compartirla con otras personas. En realidad yo tenía que expresar mi verdad, mantenerme en mi verdad y vivir en mi verdad para que así se pudiera reflejar en los ojos de los otros y yo la pudiera ver. Aprendí que una verdad que no se expresa todavía no es una verdad. Entonces tuve que aprender, por medio de situaciones difíciles, que la verdad no es un objeto único e inamovible. Que no existe UNA sola verdad sino que más bien la verdad real es algo que evoluciona, porque a medida que crecí, mi verdad cambió. Yo crecí con la enseñanza de que sólo existe una verdad, un Dios y un único camino al Hogar. Pero, por supuesto, querido Elrah, hay muchos. Hay tantos que no te sabría decir cuántos son”. Elrah dijo: “Si, tú comprendiste. Lo entendiste. Trajiste la perla de regreso”. Cristóbal dijo: “¿Qué perla?” Y Elrah respondió: “Había una perla que supuestamente tenías que traer de regreso de tu experiencia. ¿No recuerdas, Cristóbal?” Cristóbal dijo: “No sé exactamente de qué hablas, pero tengo que decirte que también llegó el momento en que abrí esa caja y expresé mi verdad y la gente se llenó de temor. Ellos trataron de encontrar la forma de negar mi verdad o de denigrarme para no tener que escucharla”. Elrah dijo: “Si. Eso es el miedo, lo contrario del amor. ¿No es interesante que solamente sea posible temer a lo desconocido? Una vez que llenas ese vacío con cualquier verdad, ya no es posible sentir temor y tú hiciste un excelente trabajo, Cristóbal, al llenar ese vacío con conocimiento”. Cristóbal respondió: “Ah, no estoy seguro que fuera el conocimiento apropiado. No estoy seguro de haber dado todo lo que podía”. Y Elrah dijo: “¿No era lo que había en tu corazón en ese momento?” El dijo: “Si, pero años más tarde aprendí algo diferente de lo que sabía entonces”. “No importa” dijo Elrah “Lo importante no es que hables la verdad perfecta sino que esa verdad sea tuya, y que la transmitas con integridad. Transmitir tu verdad con integridad es la única forma en la que tu verdad puede evolucionar. Y puesto que hiciste eso, querido Cristóbal, trajiste la perla de regreso”.

“Todavía estoy confundido, Elrah. No entiendo plenamente de qué hablas, pero déjame contarte esta otra experiencia que tuve. En determinado momento, llegué a comprender que algunos de los temores que tenía de abrir la caja provenían del hecho que otras personas tenían sus verdades, y ellos pensaban que mi verdad interferiría en alguna forma con la de ellos”. Elrah dijo: “Si, parte de aprender a vivir con la verdad real es abrir un espacio para la verdad que te rodea, porque nadie es dueño de la verdad absoluta. Un ser sólo puede venir con una pequeña parte de Dios. Todos ustedes juntos contienen el diseño mayor de Dios. Es por eso que cada uno viene con una pequeña parte en su caja y todo lo que pedimos es que la encuentren y compartan de buen grado, no como la única verdad sino como una verdad que existe, lado a lado con muchas otras. Trajiste la perla de regreso, Cristóbal. Nunca te olvides de eso”.

Cristóbal dijo: “Ocurrió otra cosa que me resulta fascinante. Cuando abrí la caja por primera vez, había muchas personas tan embelesadas con la belleza de la caja en sí que no podían ver la verdad. Estaban tan fascinadas con las joyas y la belleza de la propia caja y del forro interior de terciopelo que no podían captar la verdad”. Elrah se rió. “Sí,ese es un atributo humano. Los humanos son maravillosamente divertidos. Cuando ven la luz se sienten tan atraídos por ella que a veces los ciega frente a todo lo demás. ¿No fue una bella experiencia humana esa que tuviste?” Cristóbal dijo: “Sí, lo fue. Entonces sentí la energía como nunca antes, y, a propósito, Elrah, ¡con lo delgado que era el velo, yo sabía que tú eras Earl!”

Cristóbal se recostó en su silla y miró a su querido amigo Elrah y dijo: “Dime, Elrah, ¿qué es esa perla? ¿He traído de regreso la verdad que querías que trajera? ¿Es la perla de la verdad con la que tú querías que regresara al Hogar? ¿Hice lo que me pediste que hiciera al abrir la caja de la verdad?” Elrah dijo: “Querido Cristóbal, nunca se trató de la verdad. La verdad real es solamente una percepción, y en el mejor de los casos, es fugaz. La perla que tú tan brillantemente trajiste a casa es la perla de la sabiduría que has logrado obtener al buscar tu verdad y al compartir tu búsqueda con otros. La perla de la sabiduría solamente la puedes traer de regreso al Hogar una vez que tu verdad es liberada de la caja y es expresada. No es la expresión de la verdad lo que cuenta, es la búsqueda de la verdad lo que trae la perla al Hogar. No es el lugar de destino sino el viaje el que se honra. Esa es la perla de la sabiduría y eso es lo que trajiste al Hogar con tanto éxito. Todos estamos muy orgullosos de ti, Cristóbal”.

La razón por la cual les hemos contado esta historia, queridos, es porque a medida que evolucionan como humanos, muchos de ustedes tienen una caja de la verdad y una perla de la sabiduría esperando que ustedes la lleven de nuevo al Hogar. Busquen en su caja, encuentren su verdad y exprésenla con integridad. No se preocupen si nadie la comprende. No se preocupen si ustedes no la comprenden, porque no les estamos pidiendo que tengan la verdad perfecta. Sólo estamos pidiéndoles que permanezcan en armonía e integridad con lo que es su verdad. Recuerden que ustedes también tienen un lugar en su interior donde está enterrada profundamente la caja de la verdad.

Con eso nos despedimos hoy, porque a medida que se convierten en seres humanos evolucionados y en seres de luz empoderados en la Tierra, su verdad se vuelve importante, no solamente para los que están alrededor, sino también para la sabiduría y las perlas que traerán de vuelta al Hogar.

Es con el mayor de los honores que les pedimos que se traten los unos a los otros con mucho respeto. Cuídense los unos a los otros en toda oportunidad que se presente. Sepan que están viendo a los ojos de Dios cuando se miran los unos a los otros. Cuando logren abrir esa caja, jueguen con ella, y jueguen bien juntos.

Espavo,

El Grupo

Conectando el Corazón – Compartiendo su Verdad

Por Bárbara Rother

Descubrir su verdad es la capacidad de vivir la vida con plenitud. Es importante tener fe y creer en nosotros mismos. Escuchen sus pensamientos interiores más profundos. Una vez que hemos descubierto nuestra verdad, el próximo paso importante es usarla. Una verdad que no se comparte es una verdad sin expresar. Permanece como información sin valorar a menos que hagamos algo con ella. Una vez que descubrimos lo que tenemos que decir, depende de nosotros encontrar la forma de difundir la verdad. Podemos tener esos instantes cuando sabemos en el interior de nuestra alma que hemos descubierto nuestros pensamientos más grandes, pero a menos que los expresemos siguen latentes. La forma que elijan para compartir su verdad depende de ustedes. Pueden expresar su verdad primero por medio de su voz. Esa es una validación de sus pensamientos. Una vez que sus pensamientos entran en su mente son expresados con la voz y sus oídos escuchan lo que ustedes dicen. Es entonces que ello se convierte en la realidad de lo que ustedes son. Es importante compartir su verdad con otros. Es hacerles saber quiénes son ustedes y lo que creen. Absténganse de juzgar y no se preocupen por lo que otros piensen. Mi definición de canalizar es conectarse con sus pensamientos superiores y expresarlos sin permitir que su mente bloquee lo que está llegando. Cuando expresan su verdad se están conectando con su corazón.

Las verdades se pueden compartir por medio de la escritura o a través de lo que sea que hagan para ganarse la vida. La falta de fe no solamente nos impide desarrollar nuestro potencial en nuestros trabajos y relaciones personales, sino que también nos impide desarrollarnos espiritualmente. Yo soy afortunada porque puedo expresarme durante nuestros seminarios y en mis escritos. Todos podemos comunicar nuestros sentimientos cuando entramos en contacto con otros, tanto compañeros de trabajo como amigos o familia. Atrévanse a sostener sus ideas. Tenemos una conciencia universal que se manifiesta cuando nos expresamos. Compartan a nivel del alma lo que creen y también permanezcan dispuestos a escuchar. Sean el maestro al compartir ideas y el estudiante al escuchar.

Expresar la verdad puede ser el primer paso para seguir sus sueños y convertirlos en realidad. Liberen los patrones de pensamiento negativos que los hacen caer en la duda y el miedo. Tengan el coraje de hablar con confianza espiritual. Somos el amo de nuestras vidas. Podemos recibir las recompensas de nuestros propios pensamientos y acciones. El reconocimiento de nuestra verdad es la fuerza activadora de nuestro poder personal. Acepten su verdad, confíen en ustedes mismos y luego compartan con los que los rodean los regalos que tienen. No se trata de predicar sus creencias, sino de compartir con mentes similares. Steve y el Grupo han dicho que la verdad está evolucionando. Siempre estamos cambiando con lo que verdaderamente sentimos como nuestra verdad. Tomen cada parte de su verdad evolutiva y honren aquello que los ha convertido en la clase de personas que son ahora. Cuando compartimos nuestras verdades estamos conectados con todos los que han sido tocado por ella.

Les agradezco a todos el permitirme compartir mi verdad.

Con mi Amor y Luz,

Bárbara

 

Derechos de Autor:

Por favor, incluyan esta nota cuando utilicen este material.

Copyright 2006 Steve Rother. Pueden difundir esta información libremente en su totalidad o en forma parcial, siempre y cuando aparezca esta solicitud. Este material puede usarse con la condición de que todos los derechos, incluyendo los derechos de traducción de este material, se encuentran, con el propietario original del copyright. Pueden encontrar mayor información sobre Steve y el Grupo en. http://Lightworker.com.
¡Gracias por ayudarnos a expandir la Luz!

julio de 2006.

Traducción y Edición: Equipo de Traductoras Voluntarias de Lightworker.com

Fuente: Grupo 11 – http://g11-primercontacto.blogspot.com.ar/2006/06/faros-de-luz-mayo-2006-cristbal-y-la.html

Dejanos tu comentario sobre ~ Cristóbal y la Caja de la Verdad ~ El Clan de Los Guardianes de la Verdad